miércoles, 14 de mayo de 2014

"NICOMEDES SANTA CRUZ". PRIMER DECIMISTA PERUANO Y SU FRASE "VIEJOS RECUERDOS DE ANTAÑO QUE MI CORAZÓN EVOCA Y DICE ASÍ:"

"Nicomedes Santa Cruz".
Nos hemos demorado demasiado para recordar a Nicomedes Santa Cruz, el talentoso decimista que tanta honra dio a nuestro querido Perú. ¿Y cómo se dio a conocer cuando todavía era un ilustre comediante que intentaba avanzar en el mundillo del teatro? Pues, en la "Peña de Augusto Ferrando". Quien sabe el gran animador de "Trampolín a la Fama" se llenaría la boca con su famoso: "Yo lo descubrí". Mucho más antes de ello ya sabíamos de los éxitos de su hermano César como compositor de música criolla y de un estilo verdaderamente limeño. Se nos ha ido el título de un un vals que allá a finales de la década de 1940 se oía por la radio y entonaban nuestros tíos. Es autor de muchos trabajos sobre la historia del vals criollo. A la derecha una de sus últimas fotografías del talentoso decimista perunao.

Con Vicente Vásquez.
No soy seguro en decir los años, pero creo que en 1947 ya daba que hablar su hermano Rafael y que hacía sus faenas enfrentando a los toros en la Plaza de Acho. Un asombro ver en el ruedo a un negro con virtudes extraordinarias, larguirucho y dominando bien el capote y mandando con ley en la arena. Es por eso que en sus inicios se le conocía Nicomedes "como el hermano del torero". Tuvimos la suerte de conocer a Rafael Santa Cruz que visitaba los estudios de América Televisión allá por 1980 y nos dimos un buen baño de anécdotas y recuerdos. Ya destacaba en toda la expresión de la palabra su hermana Victoria y que con Nicomedes compuso el vals "Callejón de un solo caño", gran éxito de "Fiesta Criolla". A la izquierda el recuerdo del "bordonear" de Vicente Vásquez y deleitando a su público congregado el año 1958 en el que fuera famoso Teatro Perricholi de Lima.

Jugó al fútbol.
Nicomedes Santa Cruz Gamarra nació el 4 de Junio de 1925 nada menos que en La Victoria, el famoso barrio del Alianza Lima, en la calle Sebastián Barranca y donde radicaba la concentración de gente negra que más fama le ha dado al Perú. Su padre fue un reconocido dramaturgo, Don Nicomedes Santa Cruz Aparicio, del que hereda esa vena artística para escribir. La mamá fue Doña Victoria Gamarra Ramírez, hija de un pintor de fama, Don José Milagros Gamarra, último compositor de zamacuecas del siglo XIX. Era costumbre antiguamente, en las mujeres de ayer, que estas cantaran mientras lavaban la ropa y Nicomedes en su niñez no solamente oía a su madre interpretando valses, sino "décimas" que recitaba con gran talento escondido. Su hogar fue la escuela natural en la que bebió arte y cultura. De su album biográfico rescatamos la foto en la que luce vestimenta de futbolista, años de su juventud y según testigos no lo hacía mal.

Obsequiando disco a Pelé.
Laborábamos en la primera década de 1960 en Radio "El Sol", cuando esta emisora presentaba todavía excelentes programas de auditorio. Allí conocimos a Nicomedes Santa Cruz, que ya ostentaba cierta fama y nos concedía el privilegio de conversar con él. Una voz tremenda y una expresión de su rostro que se transformaba al comentar los hechos del día. Ejerció el periodismo y colaboró en "El Comercio" y el diario "Expreso" entre otros medios escritos. Recordaba sus inicios al lado de su hermana Victoria en 1956 con una compañía teatral en busca de revivir el folklore afroperuano y que les costó mucho, pero ganando experiencia. Es para nosotros un honor escribir esta reseña, en cierto modo, de la familia Santa Cruz y de diez hermanos, Nicomedes fue el noveno. Todos con arte en sus venas y en diferentes actividades.

España Radiodifusión 1966
Relataba que debutó en el Teatro Municipal en 1957 con las famosas estampas de "Pancho Fierro" y gran suceso. Dirigió el Primer Festival de Arte Negro en San Vicente de Cañete en 1971 y tres años después viajaría a África al coloquio "Negros de América Latina". Fue un embajador que dejó recuerdos de su arte en Cuba, México, Japón, Panamá y Colombia entre otros países. Actuó en la televisión y recuerdo que cada vez que iniciaba sus actuaciones repetía con su estilo tan distinguido esta frase: "Viejos recuerdos de antaño que mi corazón evoca. Y dice así: ". No ha existido en nuestra Lima, otro decimista que lo reemplace con el éxito que este extraordinario personaje de nuestro criollismo logró en vida. Por ejemplo, el ser distinguido en el país ibérico con el "Premio España de Radiodifusión 1966".

En Dakar, Africa, 1974.
Quedan en grabaciones sus queridas décimas "La Pelona": ¡Cómo has cambiado pelona..! "A cocachos aprendí.." o "La Escuelita". "Meme Neguito" y muchas más. Nadie para decirlas como el gran Nicomedes Santa Cruz Gamarra que aprendió a ser herrero y nos dejó como recuerdo el enrrejado del mausoleo de Felipe Pinglo Alva con sus hermanos Pedro, amigo de Pinglo, y César, el compositor y escritor. En 1981 fue a Madrid y residió en esa ciudad con su familia hasta que la muerte lo sorprendió el 5 de Febrero de 1992, víctima de un cáncer al riñón. Es el máximo exponente de lo afroperuano y debido a ello en 2006, nuestro gobierno designó el 4 de Junio, fecha de su nacimiento, como "Día de la Cultura Afroperuana". Visitó Africa y llegó a Dakar, ciudad en la que respiró el aire venerado de sus ancestros. Gracias.


No hay comentarios:

Publicar un comentario